Las pinturas de las verdad

Las máscaras, las pinturas, los maquillajes, sirven para aparentar, disimular, omitir, timar, encarnar lo deseado.

¿Se imagina que la pintura pudiera servir para que todos sepan el estado de ánimo?… Una pintura que diga: hoy estoy menstruando, ni me hablen. Una pintura  que revele sentimientos, poniéndolos en el lugar de lo público. ¡Imposible!.

Pero Martín Guinde, que vivió con los fueguinos en el principio del Siglo XX describió y fotografió pinturas corporales entre los Selknam y los Yámanas.

Entre los Selknam las pinturas corporales servían para revelar estados de ánimo. Cada día una diferente.

No estoy idealizando la sociedad Selknam. La supremacía masculina reforzada en cada ceremonia de hain, en la que por un lado había un rito de pasaje en los varones a la vida adulta (kloketen),  pero por otra se excluía a las mujeres y se las asustaba con gritos y máscaras, con el propósito de mantenerlas en la ignorancia del gran secreto:  los espíritus del hain eran tipos disfrazados.

Volvamos a las pinturas corporales.

Si me ven en pelotas por la calle 13 pintado con lunares rojos y rayas blancas en la espalda, es que aumentó otra vez la nafta y estoy entre preocupado y caliente.

Si tengo un bonete en la cabeza y lunares blancos, es que el intendente Bruera no aprobó el Mercado Central en La Plata y tengo ganas de patearle el culo.

En cambio, si tengo una pelota roja de ping-pong en la nariz y unas rayas paralelas los labios, es que estoy en Sudakia porque Tomás me dijo “papá” y permitió que le de un beso en la mejilla.

Anuncios

8 pensamientos en “Las pinturas de las verdad

  1. Un color para denotar tristeza, otro para los quebrados fraudulentos, otro para las personas a las que les gustan las pizzas, otro color para los enamorados, otro para los que están solos, otro para los que coleccionan mariposas,etc. Con una combinación lo suficientemente compleja muchos diálogos obvios se evitarían o tal vez por el contrario habría mejores excusas para hablar…
    Viniendo de alguien que no se pinta la cara jamás mi divague es rarísimo, lo sé…

  2. Con respecto a las pintadas corporales no se mucho, pero me imagino el color de la alegri al escuchar PAPA de boca del tomaso y eso si que refleja un exelente estado de animo
    abrazo para los dos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s