La civilización

Los fines de año suelen ser momentos de balance personal. Y si uno quiere revisar de qué fue la cosa, una fuente de repaso puede/suele ser la agenda personal.
Camino a Sudakia me vino este recuerdo a la mente.

En los noventa había una propaganda radial de agendas. Se escuchaba un ruido como de jungla con elefantes, monos y aves. Luego un golpe violento y … el silencio de radio mataba los sonidos selváticos. Una voz masculina y engolada decía: Agendas Morgan… ¡La civilización!.
Era ingeniosa. Busqué en internet pero no encontré nada para que Ud. la escuche.

Por esa época yo había tenido que leer sobre teorías antropológicas.
El evolucionismo tenía un representante americano (quiero decir norteamericano de Estados Unidos): Lewis Henry Morgan
El tipo proponía que las sociedades humanas pasaban por estadíos evolutivos: salvajismo, barbarie y civilización. Y tenía una especie de subdivisiones que por suerte ya no recuerdo. Claro, la sociedad a la que él pertenecía era la civilización.

Desde los noventa que no compro agendas Morgan.

Inodoro Pereyra de Roberto Fontanarrosa.
Domingo Faustino es Domingo Faustino Sarmiento. Su obra Facundo es una opción por la civilización, frente a la barbarie del gaucho.

PD: Luego de publicado el post, recordé una entrada vieja de mi blogsito idem.

Anuncios

6 pensamientos en “La civilización

  1. No sólo la Eulogia sufrió cambios en su aspecto. 😉 Don Inodoro también modificó (¿dulcificó?) su fisonomía. Eso sí, las opiniones permanecieron inalterables.
    Tengo todo un tema con las agendas. Nunca les encontré utilidad y ahora me resultan obsoletas. Parece que la civilización pasó de mí.
    ¿Balances? Un deseo: que el resultado sea ganancia. 🙂

  2. Pobre inodoro, a él nadie le preguntó…
    Con el tema de las agendas, nunca dejo de comprar una aunque al final no la use. La civilización y yo nos llevamos fenómeno, sobre todo desde que empezamos a mentirnos.

  3. Efectivamente recalentada por la lectura sugerida en su comentario y en la posdata (y el termómetro indica que no es algo conveniente; la calentura, digo).
    Otrosí digo: Me sonrojo ante su afirmación. 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s